El moral y las moras

El moral es un portentoso árbol perteneciente a la familia de las moráceas, que está constituida por unas mil especies leñosas que se distribuyen principalmente por los países cálidos. Los frutos están agrupados formando la tan conocida mora, de color negro algo rojizo y un característico sabor agridulce. Es muy jugosa. El moral florece en primavera, y sus preciados frutos maduran durante el verano. Usos medicinales Cuando las moras están completamente maduras contienen gran cantidad de azúcares, sobre todo glucosa y fructosa. También encontramos materias albuminoides, ácidos orgánicos, pectosa, gomas y materias colorantes. Los frutos actúan como laxantes suaves, sobre todo cuando se toman en grandes cantidades. Otra de las virtudes del moral es que es un buen antiinflamatorio: este efecto se debe principalmente a la corteza , por lo que es muy utilizado en inflamaciones de garganta y boca. Las hojas tienen propiedades astringentes y antidiabéticas, empleándose en faringitis, estomatitis y en pacientes con problemas moderados de hiperglucemia. Infusión: se prepara a partir de las hojas. Se toma un puñado de hojas frescas y se añade un litro de agua hirviendo. Se beben tres tazas al día, antes de las comidas. Esta infusión, un poco más concentrada puede usarse para realizar colutorios y gargarismos. Asimismo se puede dejar cocer un rato para extraer mejor los principios activos. Extracto fluido: este extracto se prepara a partir de las hojas. Se toman 30-50 gotas, antes de las comidas. Jarabe: preparado de forma tradicional, el jarabe de mora resulta excelente en gargarismos, contra las inflamaciones de boca y garganta.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Capitaneja

Hierba mora

Menta