Perpetua

La perpetua amarilla es una pequeña mata de tallos cortos y ramosa. Para recolectarla hay que esperar que la planta florezca, ya que lo que más interesa son las sumidades floridas. Para su conservación hay que guardarla en lugares herméticos y lejos de la luz del sol. La perpetua se utiliza para combatir catarros y otras molestias que estén relacionadas con esto, y se destaca por su poder contra los accesos de tos. Se consume en forma de infusiones acompañadas de otras hierbas, en forma de cocimiento y otras formas orales liquidas. El inconveniente que presenta esta plantas es, que al ser tan suave, a veces no presenta los efectos deseados si el paciente sufre de un acceso agudo de la enfermedad, por lo que será necesario que se ponga en manos de un facultativo que le recete el remedio adecuado. Forma de consumirla: Infusión: a partir de las cabezuelas se prepara una infusión, añadiendo un puñado de la planta a una taza de agua hirviendo; se deja enfriar y se edulcora a gusto, tomando la cantidad de infusiones que se deseen a pequeños sorbitos. Cocimiento: se prepara de igual forma que la anterior, solo que hay que dejarla 10 minutos en descanso.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Capitaneja

Hierba mora

Menta